Display Ad1

[ad_1]

Article inline

“Estamos empezando a analizar algunos de los desconcertantes, y en ocasiones discapacitantes, síntomas que los pacientes presentan meses después de haberse recuperado de la COVID”, incluyendo estos testimonios de problemas dentales y pérdida de piezas dentales, señaló William W. Li, presidente y director médico de la Fundación de Angiogénesis, una organización sin fines de lucro que estudia la salud y la enfermedad de los vasos sanguíneos.

Aunque Khemili se había vuelto más diligente con su cuidado dental, tenía antecedentes de problemas dentales antes de contagiarse del coronavirus. Cuando fue al dentista al día siguiente de que se le cayó el diente, este descubrió que no había infección en sus encías, pero presentaba una pérdida significativa de hueso debido al tabaquismo. Remitió a Khemili a un especialista para que se encargara de la reconstrucción. El procedimiento dental le costará unos 50.000 dólares.

El mismo día que se le cayó el diente a Khemili, su pareja consultó Survivor Corp, una página de Fb para personas que han sobrevivido a la COVID-19. Allí descubrió que Diana Berrent, la fundadora de la página, informaba que su hijo de 12 años había perdido uno de sus dientes permanentes, meses después de presentar un caso leve de COVID-19. (A diferencia de Khemili, el hijo de Berrent tenía una dentadura regular y sana sin ninguna enfermedad subyacente, de acuerdo con su ortodoncista).

Otras personas en el grupo de Fb han publicado información acerca de dientes que se caen sin sangrar. Una mujer perdió un diente mientras comía helado. A Eileen Luciano de Edison, Nueva Jersey, se le salió un molar superior a principios de noviembre, mientras usaba el hilo dental.

See also  Pet meals recalled after a minimum of 28 canine die, 8 sickened: FDA

“Eso fue lo último que pensé que pasaría, que se me caerían los dientes”, dijo Luciano.

No es común que se caigan los dientes sin sangrar, comentó Li, pero eso podría ser una pista de que hay un problema con los vasos sanguíneos de las encías.

El nuevo coronavirus causa estragos al unirse a la proteína ACE2, que está omnipresente en el cuerpo humano. No solo se encuentra en los pulmones, sino también en las neuronas y células endoteliales. Por lo tanto, dijo Li, es posible que el virus haya dañado los vasos sanguíneos que mantienen vivos los dientes en los sobrevivientes de la COVID-19; eso también explicaría por qué quienes han perdido sus dientes no sienten dolor.

También puede ser que la respuesta inmunitaria generalizada, conocida como tormenta de citoquinas, se esté manifestando en la boca.

[ad_2]

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here